domingo, octubre 01, 2006

A propósito de...

Siguiendo en el tema del abuso de poder....este es mi pequeño aporte, nacido -cómo sabrán- en un momento cuándo la ira me salía hasta por las letras...

Que castigo la vida en los ojos
cuando se ha nacido en un país de ciegos

Dando palos sordos
van tumbando inocentes
y vamos cayendo cansados
- de pies y manos atados -
sobre los restos inmundos de tamaños ignorantes.

Subiendo escalones
a punta de cañón y amenaza
aseguran su patética existencia,
escondidos tras un par de benditas letras
y trapos blancos
(irónico contraste con su oscura existencia)
tocados casi por el dedo de Dios.

Bien sabios
desfilan pulcros los desgraciados
desconociendo su propio latir.

Me sumerjo en la honesta ausencia
de papeles verdes y metales pesados…

(guardados con recelo bajo su almohada
por si el holocausto llega así de improviso
y los encuentra dormidos y arropados de arrogancia)

…con los ojos abiertos y el corazón en calma
con orgullosa libertad
preciosa
transparente

que me regala mirarte de frente
con la verdad
de nuestra mobiliaria pobreza
y la inocencia de nuestra inagotable riqueza natural
- casi patrimonial -
que abrazamos con uñas y dientes.

Aprieta los puños que la batalla recién comienza
los insulsos se organizan sin siquiera saber cómo…
- ya decías tu que más peligroso es el tonto
que el mal intencionado –

No es que sea paranoide
pero es que están por todos lados!
al salir a la calle, al llegar al trabajo…
aquí cerca, allá lejos…

Apéate de un buen sueño y camina conmigo
así nos juntamos los benditos
y empezamos un nuevo camino
dejando a los malditos
embobados besándose los pies.

Fortuna la nuestra
poder desvanecer en brazos hermanos
sin temor a sangrar envidia
por un puñal de celos infectado
que apague nuestra inexperta existencia
de andar con los ojos clavados en la espalda.

miércoles, septiembre 20, 2006

Abusando del poder, en todas partes.

Creo que no son muchas las cosas de la vida las cuales me provocan un profundo sentimiento de ira. Una de ellas son los celos, claro, por una cuestión básicamente animal, producida cuando otro macho viola el derecho de propiedad sobre la hembra por la cual siento un profundo sentimiento de pertenencia (valido o no, no esta en discusión en este momento). Esto puede sonar evidentemente machista, pero en fin.. aun seguimos siendo animales.

El otro, que se manifiesta con mas fuerza, se gatilla ante la presencia de un grosero acto de abuso de poder, en cualquiera de sus formas, del cual puedo o no ser la víctima. Ayer ha sido mi turno.

Eran ya las 3:30 de la mañana, en la micro, y como nunca habiendo pagado el pasaje completo. llevaba casi media hora esperando a que el conductor considerara que el numero de pasajeros a bordo era el suficiente para partir el recorrido, cuando decidí bajarme para regresar a casa de otra forma.
Como buen cliente que paga por un servicio, que evidentemente había sido de pésima calidad, procure una instancia de negociación con el conductor para exigir la devolución de mi dinero. Él, con una actitud matonesca a primeras, se negó a devolverme la plata y tras una discusión sobre la justicia que significaba para mi la devolución del dinero que invertí en el pasaje de vuelta a casa, no tuve más que bajar de la micro.
El tipo no tenía por donde perder, no andaba solo..( su acompañante, era el clásico gueón que se cuelga por la puerta a agarrar pasajeros), y bueno, terminé por bajarme de la micro con un gigantesco sentimiento de ira y de impotencia.(de aquellos que me suelen poner al borde de las lagrimas)
que podria haber hecho yo ? tirarme en un dos contra uno ? mm..

De vuelta a casa definitivamente, nervioso aun, no dejaba de dar vueltas en mi cabeza la situación. El cuestionamiento mas fuerte fue el hecho de si sería capaz de matar a una persona en un instante determinado..por motivos aparentemente tan estupidos como estos. Al momento juraba que si el tipo me pilla con una pistola, le chantaba un balazo. Asi nomás. Y me dolía.
Hay gente de mierda y abusiva en todas partes.. un empresario bien calificado que explota a sus trabajdores pagando salarios indignos, un medio de comunicación que censura campañas ciudadanas, y bueno.. un micrero, un obrero, que por un instante del dia ejerce pésimamente el único poder que posse en la empresa , que en momentos lo enrostra y se enorgullese de el.. en contra de las personas que justamente menos tienen que ver con la cuota de infelicidad que los pueda aquejar, los usuarios del servicio.

hijos de puta hay en todos lados.
y no es la primera vez que me pasa.

Exagero ?

Foto por mi mismo.